Comisión Intereclesial de Justicia y Paz

Jueves, septiembre 29 de 2016
 

Informe

Paramilitares amenazan nuevamente a líderes y defensores de DH

Buenaventura

Martes 20 de octubre de 2015

2 | |

Mientras se continúa asegurando que las medidas institucionales para frenar la criminalidad son efectivas, se produjeron varios hechos que confirman el control paramilitar.

El pasado jueves 15 de octubre, a las ocho y treinta de la noche en el Barrio El Jorge, paramilitares del Barrio El Lleras, asentados en la calle "Ruñidera" dispararon en repetidas ocasiones al propietario del local Rico por retrasarse en el pago de la extorsión mensual. El comerciante se encuentra en delicado estado de salud.

Ocho dias antes el llamado "Mono Cocha" y "Cacho" a las once de la mañana, como si se tratara de una actividad legal, en la calle Punta Icaco del Barrio La Playita, hicieron efectivo el cobro de la extorsión a los comerciante. El cobro de la vacuna o extorsión se realiza los días ocho de cada mes oscila entre 2.600.000 y 3 millones de pesos.

Esta calle sigue a merced de los paramilitares sin ninguna respuesta integral y eficaz del Estado

El pasado sábado 17 de octubre, a las diez de la mañana en la calle Punta Icaco del Barrio La Playita en la comuna 4 de Buenaventura, organismos internacionales como Witnnes For Peace y Mundubat, junto con nuestra Comisión Justicia y Paz, con el defensor de DH, Enrique Chimonja, relizaban un recorrido, el paramilitar conocido como "Julio" les siguió en una motocicleta color negra, marca Biwis de placas QGQ67D

En horas de la noche, de ayer sábado, aproximadamente a las siete y media de la noche, la lideresa afrodescendiente Doris Valenzuela recibió una llamada del número 3112984973 con una amenaza de muerte. El paramilitar conocido como "El Moro" amenazó con "explotarle la cabeza a plomo " a su esposo Ezequiel Aragón y a ella y le pronóstico que iba a seguir llorando.

En la llamada el paramilitar detalló la manera como asesinaron al hijo de Doris, Chistian Aragón, el pasado 19 de julio.

Desde hace un año y medio Doris y su familia se encuentran desplazados del Espacio Humanitario por amenazas paramilitares.

A pesar de las medidas cautelares de la CIDH y de la concertación de aspectos específicos de responsabilidad institucional estas se siguen desconociendo.

Un mes van a cumplir los niñas y niñas del Espacio Humanitario sin el servicio de transporte colectivo de protección, quedando a merced de los paramilitares que controlan la Comuna 4, 5 y 6 por la que deben transitar para ir a la escuela.

La ausencia de medidas eficaces para los pobladores de Punta Icaco es evidente

Bogotá, D.C..18 de octubre de 2015
Comisión Intereclesial de Justicia y Paz

 
Dirección: Carrera 37A No 25B-42, Bogotá D.C. Colombia Telefax: (57-1) 2687179 / 2687161
 
Desarrollado por Atarraya