Comisión Intereclesial de Justicia y Paz

Domingo, noviembre 13 de 2016
 

DeVer

Nuevos asesinatos en Buenaventura - ciudad bajo la mirada de inversores internacionales. La comunidad Internacional debe reaccionar - El estado Colombiano debe proteger.

Martes 21 de julio de 2015

Todas las versiones de este artículo: [English] [Español]

2 | |

Bruselas, 21 de Julio 2015: Este domingo 19 de julio, paramilitares al mando del conocido como "Mongo" del grupo de los "Gaitanistas" asesinaron a Christian Aragón un joven de 15 años de edad. El niño Sol Ángel Mina quien resultó herido en el ataque a Christian Aragón murió unas horas después.

El atentado se dio cuando a unos 500 metros del Espacio Humanitario – iniciativa pacifica de las comunidades para recuperar su espacio de vida frente al asedio paramilitar -, paramilitares intentaron llevarse a Christian Aragón a la fuerza, Christian se opuso y logró escapar, pero pocos metros después, fue tiroteado por la espalda con dos tiros mortales.

La Comisión Intereclesial de Justicia y Paz que acompaña el proceso de las comunidades, en su comunicado[1] subrayan que “las familias Aragón Valenzuela y Hernández Torres y otras más, se han enfrentado sin armas a los paramilitares para evitar el reclutamiento de los niños.” También actuaron para evitar la violación sexual de las niñas. Estas familias "sin el respaldo del Estado y gobierno han hecho lo que le corresponde a las autoridades, pero siguen a merced de la persecución y del desamparo del Estado.” El paramilitar “Mongo” fue denunciado ante la Fiscalía por otros crímenes y no parecen avanzar las investigaciones.

Durante las dos primeras semanas de junio de este año; una lideresa comunitaria de Buenaventura y Danilo Rueda de la Comisión Intereclesial de Justicia y Paz estuvieron en Ginebra y Bruselas para exponer la grave situación que vive Buenaventura y sus habitantes a equipos de relatores, miembros del Parlamento Europeo, funcionarios de la Unión Europea. En esa ocasión se insistió en el alto nivel de militarización de la ciudad, los intereses económicos existentes, la falta de acción del Estado Colombiano así como casos de vínculos de los grupos paramilitares con miembros de la Fuerza Pública. En numerosas de estas reuniones, los interlocutores expresaron su respaldo político a la iniciativa del Espacio Humanitario.

Hoy esperamos que todas las personas encontradas puedan exigir del Estado Colombiano una respuesta pronta y eficaz para que se investigue y enjuicie a los responsables de este asesinato. Es necesario que el Estado tome medidas eficaces para la protección de las familias Aragón Valenzuela y Hernández Torres así como para el Espacio Humanitario que vive el asedio paramilitar, tal como exigido por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

No habrá paz en Colombia si el Estado Colombiano no muestra su voluntad y capacidad de garantizar a la población el respeto de sus derechos; más cuando Buenaventura es una ciudad altamente militarizada.

Hoy desde Oidhaco denunciamos este crimen y queremos expresar nuestra solidaridad con la familia, amigos y amigas de Christian Aragón y Sol Ángel Mina y hacemos un llamado a que estos crímenes no persistan en total impunidad.

(1) http://justiciaypazcolombia.com/Paramilitares-matan-a-nino

 
Dirección: Carrera 37A No 25B-42, Bogotá D.C. Colombia Telefax: (57-1) 2687179 / 2687161
 
Desarrollado por Atarraya